Fumigación antiasmática con Bórax ¿Realidad o falsa publicidad?

Fumigación antiasmática con Bórax ¿Realidad o falsa publicidad?

Si buscas una empresa de fumigación, sería ideal que su servicio fuese “antiasmático”. ¿Pero es cierto que la fumigación con Bórax es antiasmática? Analiza la  información que se presenta a continuación y saca tus propias conclusiones.

 

Según la (OMS) Organización Mundial de la Salud:

El asma es una enfermedad inflamatoria crónica caracterizada por episodios de obstrucción reversible de la vía aérea a causa de una hipersensibilidad bronquial; la inflamación puede dar lugar a obstrucción irreversible en algunos pacientes.

El Asma, como todas las enfermedades crónicas, son causadas por múltiples factores entre los que se destacan: Los genéticos, ambientales y psicológicos. El Asma es incurable, aunque las crisis se pueden distanciar en la medida que se controlen los factores ambientales y psicológicos que las generan, pero también puede llegar a ser mortal sin el tratamiento adecuado. Los tratamientos antiasmáticos sugeridos por la OMS para los casos graves de asma son:

Suministrar oxígeno al 40-60% (si se dispone). Los pacientes también deben recibir salbutamol o terbutalina mediante un nebulizador. Así como un corticoide; en adultos, prednisolona 30-60 mg por vía oral o bien hidrocortisona 200 mg (preferiblemente, como succinato sódico) por vía intravenosa; en niños, prednisolona 1-2 mg/kg por vía oral (1-4 años, máximo 20 mg, 5-15 años, máximo 40 mg) o bien hidrocortisona 100 mg (preferiblemente como succinato sódico) por vía intravenosa; si el paciente presenta vómitos, la vía parenteral puede ser de elección para la primera dosis. 

Por otra parte cuando investigamos sobre el Bórax según la hoja de datos de seguridad del material descubrimos que indica:

Bórax o Borato de sodio, Cuyo nombre químico es “tetraborato de disodio decahidratado” (Na2B4O7. 10H2O) Es un sólido cristalino, incoloro e inodoro usado en la producción de fertilizantes para proporcionar el elemento esencial boro. Se utiliza ampliamente en la industria de detergentes, suavizantes, jabones, desinfectantes y pesticidas; en la fabricación de esmaltes, cristal y cerámica. También se convierte fácilmente en ácido bórico o en borato, que tienen muchos usos entre ellos el de insecticida. (Ninguno de sus usos es antiasmático).

El manejo inadecuado del Bórax puede generar múltiples riesgos para la salud, entre los que se destacan:

  • OJOS: Irritación, dolor, conjuntivitis e inflamación.
  • PIEL: Irritación, sequedad, dolor. Síntomas incluyen inflamación, picazón. Puede ser absorbido por la piel con posibles efectos sistemáticos.
  • INGESTIÓN: Dolor abdominal, diarrea, vómitos, cefalea, debilidad, pérdida de apetito, lesión renal, espasmo muscular, letargo, depresión respiratoria, depresión sistema nervioso central. La dosis letal se estimada entre 5 a 30 gramos.
  • INHALACIÓN: Irritación, sequedad en membranas o mucosas, enrojecimiento de la lengua, edema pulmonar, agrietamiento de los labios. Puede causar deficiencia respiratoria.
  • EFECTOS CRÓNICOS: El contacto prolongado o repetido con la piel puede producir dermatitis. La sustancia puede tener efectos sobre la piel por ingestión (erupciones eritematosas en la piel). Puede producir disfunciones en la fertilidad. El contacto visual prolongado o repetido puede causar conjuntivitis. Puede generar pérdida del peso, vómito, diarrea suave, erupción de piel, convulsiones, anemia, alopecia.

Por lo expuesto anteriormente se deduce, que hablar de una fumigación antiasmática con  Bórax o cualquier otro insecticida, lejos de ser un error descomunal producto de la ignorancia, ¡Es un peligroso engaño publicitario, que pudiera generar consecuencias nefastas!

Una empresa de fumigación responsable, toma múltiples medidas de precaución para evitarte estos perjuicios y así prestar  un  servicio eficiente. Entre estas acciones se destacan:

  1. Manejo integrado de plagas. Este método busca el exterminio o disminución de la plaga, combinando e integrando un grupo de acciones menos perjudiciales para el medio ambiente, mascotas y seres humanos.
  2. Recomendaciones antes y después del servicio de fumigación. Consiste básicamente en: limpieza antes y después del servicio de fumigación, almacenamiento adecuado de alimentos, eliminar grietas, agujeros, reducir la humedad en baño, cocina, adecuada disposición de la basura, y durante la fumigación la salida de la zona de personas y mascotas por un tiempo prudencial (principalmente alérgicas o asmáticas).
  3. Uso de productos seguros para los seres humanos y mascotas. Los productos de fumigación más efectivos y seguros para los humanos, autorizados en Venezuela por el (INSAI) Instituto Nacional de Salud Agrícola Integral por su bajo nivel de toxicidad son: Deltametrina, Fipronil, Brodifacouma y las técnicas más eficaces son: aspersión, termo nebulización, gel con feromonas, polvo aplicado mediante insuflado, control de tribolium mediante encarpado para granos almacenados y silos, cordón sanitario para el control de roedores, instalación de trampas jaula, instalación de estaciones cebaderas. Etc.

¿Verdad que es importante conocer los productos usados por la empresa de fumigación? Si una empresa de fumigación intenta engañarte con su publicidad ¿Qué más puedes esperar de ella? En Fumigación Universal, ¡Estamos dispuestos a ayudarte!

 

------------

Autor: Oliver E. Fernández Y.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Psicólogo, Especialista en Salud Pública

Diplomado en Comunicación Social.



Imprimir   Correo electrónico

Artículos Relacionados