¿Qué hacer en caso de intoxicación por plaguicida doméstico?

¿Qué hacer en caso de intoxicación por plaguicida doméstico?

Los casos de intoxicación por plaguicidas doméstico, son una causa importante de morbilidad y mortalidad a nivel mundial. Los países en desarrollo son los más vulnerables, pues en ellos coinciden una escasa regulación de esos productos, la falta de sistemas de vigilancia, un menor cumplimiento de las normas y un acceso insuficiente a los sistemas de información.

 

Los riesgos a que está sometido un manipulador de plaguicidas de acuerdo con un criterio temporal, distinguiendo entre intoxicaciones agudas, efectos a corto plazo, y efectos a largo

plazo, intoxicaciones crónicas.

Intoxicaciones Agudas: Se trata de exposiciones de corta duración, con absorción rápida del tóxico y cuyas consecuencias clínicas, aparecen en las primeras horas después de la administración de una dosis única o tras dosis o exposiciones múltiples en cuatro horas. Los síntomas principalmente son:

 

  • Intoxicación aguda leve: sensación de malestar, náuseas, mareos, dolor de cabeza, molestias digestivas, debilidad, etc.
  • Intoxicación aguda moderada: mayor malestar, visión borrosa, vómitos, temblores musculares, calambres, dolores abdominales, sudoración profusa, diarrea.
  • Intoxicación aguda grave: problemas abdominales, problemas respiratorios de gran intensidad, frialdad, palidez, sudoración, pérdida de conciencia, convulsiones, el coma, la muerte.

Los efectos a corto plazo que puede producir la exposición a agentes plaguicidas pasan por la generación de lesiones en las vías de entrada (nasal, buco-faríngea, dérmica, gástrica, etc.), la aparición de intoxicaciones agudas, y el desencadenamiento de reacciones alérgicas varias. Los síntomas de estos efectos pueden servir de mecanismo de alarma (si se reconoce su causa), y cesan tras eliminar la exposición y suministrar el tratamiento adecuado.

 

Intoxicaciones Crónicas: Se producen cuando existe una exposición durante largos periodos de tiempo, y no se atiende al criterio temporal, tras de la exposición, hasta la aparición de sintomatología. Obedece a dos tipos de mecanismos distintos: acumulación de dosis y acumulación de efecto.

Se producen reacciones alérgicas y procesos cancerosos. Pueden ser debidos a exposiciones

continuas y prolongadas a dosis pequeñas de contaminante, o bien a que ciertos plaguicidas no son eliminados con facilidad, quedando acumulados en los tejidos grasos, produciendo un incremento continuado de la dosis contenida en el organismo, hasta alcanzar valores nocivos para el organismo.

Los síntomas de los efectos a largo plazo, suelen determinar estados avanzados de la enfermedad, que casi siempre es imposible de curar, ya que se producen lesiones crónicas del sistema nervioso, hígado y riñones.

Al momento de sospechar de una intoxicación es necesario llevar al paciente al médico junto con el envase o la etiqueta del producto que ha causado la intoxicación, para facilitar el diagnóstico y la toma de decisiones. Los primeros auxilios que deben realizarse en caso de intoxicación por plaguicida doméstico se pudieran clasificar según la vía de acceso del toxico.

En caso de exposición cutánea:

  • Retire a la persona intoxicada del contacto con el producto.
  • Retire la ropa contaminada.
  • Lave la zona o bañe a la persona con agua y jabón.

En caso de ingestión:

  • Si la persona ingirió el toxico y está consciente provoque el vómito, únicamente si está indicado en la etiqueta del producto.
  • Mantener al intoxicado siempre tumbado sobre el costado, o bien boca abajo con la cabeza de lado, para que si vomita el contenido del vómito no le impida respirar y lo asfixie.
  • Si la persona esta inconsciente o tiene dificultad para respirar no provoque el vómito.
  • No dar de tomar al paciente bebidas alcohólicas, ni substancias grasosas como leche o aceite, pues facilitan la absorción de plaguicidas por el organismo. Si está consciente y tienen sed pueden beber agua.
  • Si el producto ha sido tragado lo más conveniente sería hacer un lavado de estómago. Pero de forma inmediata y más se trata de un producto tóxico o muy tóxico, es recomendable dar carbón activado para neutralizar.

En caso de inhalación:

  • Retire a la persona del área de exposición.

En caso de contacto ocular:

  • Lave los ojos con agua limpia durante 15 minutos

 

Tal como se hace evidente, el manejo y uso de plaguicida domestico puede ser peligroso para la salud. ¿Deseas eliminar las plagas sin que sea riesgoso para tu salud y la de tus seres queridos? Contrata a profesionales! En Fumigación Universal estamos dispuestos a ayudarte!

 

------------

Autor: Oliver E. Fernández Y.

Esta dirección de correo electrónico está siendo protegida contra los robots de spam. Necesita tener JavaScript habilitado para poder verlo.

Psicólogo, Especialista en Salud Pública

Diplomado en Comunicación Social.




Imprimir   Correo electrónico

Artículos Relacionados